octubre 24, 2017

Historia

La Fundación Dominicana de Desarrollo nace en el 1966, como respuesta a la necesidad de una República Dominicana en la que reine la paz y la dignidad, cuando un grupo de 23 empresarios, motivados por José Armenteros Seisdedos y Rafael Esteba, unieron sus esfuerzos para ser el motor técnico que eliminaría la desigualdad económica, manifestada con la caída de la dictadura Trujillista y la guerra civil de 1965. Es el resultado del sentimiento de fraternidad y solidaridad que une a todos los dominicanos de todos los sectores socio-económicos de la República Dominicana.  

La FDD surge entonces como la primera iniciativa de su tipo en el país, expresión genuina de los deseos de lideres empresariales, de estrenar una forma distinta de aporte a al recuperación económica del país y auspiciar una nueva experiencia social sin ingredientes partidistas y sin disputarle su rol al estado. Su base inicial viene de

En la década de los ochenta fuimos  los pioneros del microcrédito en el país y seguimos enfocados en utilizarlo como herramienta catalizadora de prosperidad para la clase más necesitada de la población dominicana.  

Hoy en día, más de medio siglo después, sigue orientada a mejorar la vida de los dominicanos, forjando micro empresas a través del fomento al emprendimiento, capacitación y  financiamiento al microempresario. A través de su historia la FDD ha incidido en el éxito económico de más de un millón de la clase más necesitada de la población.  En la actualidad impactan cerca de 20 mil micro-empresarios a los que ofrecen sus servicios a través de sus 16 agencias ubicadas en las principales provincias del país. 

La FDD cree firmemente en el beneficio de la autodeterminación económica de los dominicanos, mediante la creación de nuevas empresas y en este sentido ve alineada su estrategia social con la Asociación Dominicana de Rehabilitación, al entender que la discapacidad no es un motivo que limite el emprendimiento y el éxito empresarial. 

Por esto la FDD, viene ejecutando, a través de la alianza con distintas instituciones, interesantes proyectos orientados a capacitar en emprendimiento a personas de distintos lugares del país y con necesidades diversas.  Estas capacitaciones incluyen sesiones de coaching y facilidades de microcrédito inclusivo.